Telas, telas, telas

Según la RAE: “Obraespecialmente la tejida en el telarhecha de muchos hilos, que,  entrecruzados alternativa y regularmente en toda su longitud, forman como una lámina

 

El uso original de las telas se produce por la necesidad humana de proteger el cuerpo de los agentes climáticos sin tener que usar las pieles de los animales.

Se sabe que las primeras telas se crearon en el neolítico, cuando se inventaron el huso y el telar y provienen de los lugares más fríos de Europa donde se hilaba lino en verano y lana en invierno. Alrededor del 3.000 a.c. el pueblo chino ya obraba maravillas con el hilado de la seda y los egipcios creaban telas muy finas y de diversas fibras como el lino tratándolas de diferentes formas hasta conseguir que fuesen muy manejables no utilizando nunca lana ni ninguna fibra de origen animal por considerarlas impuras. También en Méjico los indígenas fabricaban sus propias telas a partir de fibra de magüey.

Hasta el siglo XX y con el desarrollo de los polímeros plásticos no se empezaron a usar las fibras sintéticas que o bien se producen a partir de materia prima natural como la celulosa dando como resultado los rayones o bien por procesos químicos como el nailon, el poliéster y el acetato.

 

Actualmente se fabrican tejidos mezclando las diferentes fibras para poder conseguir todas las cualidades de los diferentes materiales en una sola pieza de tela.

Escribir comentario

Comentarios: 0